Festival Internacional de Poesía de Medellín, Colombia: La audaz lucha por liberar a los prisioneros políticos en Irán sobre la base del internacionalismo

Global Movement News

August 18, 2022

Back to Global Movement News page

La CIE recibió por correo electrónico un reporte detallado desde Colombia sobre el Festival Internacional de Poesía en Medellín. Estamos posteando la versión sintetizada publicada en revcom.us/es para no repetir el esfuerzo. Los que firmaron públicamente el Llamamiento durante el Festival se encuentran en nuestra lista completa de firmantes, y incluyen artistas que mencionamos en nuestra Alerta del 8 de agosto.
A LOS COMPAÑEROS EN COLOMBIA: ¡MUCHÍSIMAS GRACIAS Y UN FUERTE ABRAZO!

A fines de julio, se celebró el 32º Festival Internacional de Poesía de Medellín con veintenas de invitados de 24 países. El Festival, que se realiza desde 1991, es organizado por la Revista de Poesía Prometeo y el Movimiento Poético Mundial, y ha alcanzado cierto reconocimiento internacional. Se realizaron jornadas de lectura de poemas en distintas partes de Medellín y municipios cercanos ante públicos nutridos. Los poetas expusieron cantos a la naturaleza, contra su destrucción por parte del capitalismo, a la unidad entre las personas del mundo, a la vida, voces contra el feminicidio, contra el colonialismo y el racismo, en múltiples idiomas, permitiendo un valioso intercambio entre los artistas y el público.

Nuestro equipo, de unas diez personas (de la localidad y de otras partes del país), distribuyó sus fuerzas para asistir a varios de los eventos del Festival, realizados en diferentes escenarios de la ciudad. Inspirados por el Llamamiento de la Campaña Internacional de Emergencia (CIE), nuestro objetivo era dar a conocer la situación de los prisioneros políticos en Irán, la CIE y el Llamamiento de la CIE. Instamos a estas voces a firmar el Llamamiento y para replicarlo con otras personas en el mundo. Los llamamos de unirse a denunciar la represión, torturas, encarcelamiento y asesinatos por parte de la República Islámica de Irán (RII) y condenar las amenazas y movimientos de guerra del imperialismo estadounidense y sus sanciones económicas que significan un terrible sufrimiento más para las masas iraníes. Se difundió el Llamamiento en español, inglés, portugués y francés, y se presentó la Exposición “¡A Quemar la Jaula, A Liberar a los Pájaros!”, una colección de 36 piezas (vea las imágenes), además de una proyección del documental Nasrin. Se dio a conocer que se ha empeorado recientemente por parte de la RII el encarcelamiento e incluso ejecución de artistas, poetas, defensores de derechos humanos, cineastas, feministas, activistas, ambientalistas y muchas otras más personas, y que especialmente que hace poco fueron encarcelados los cineastas Jafar Panahi, Mohammad Rasoulof y Mostafa Al Ahmad.

Amplia receptividad para el Llamamiento de Emergencia

Desde la inauguración del Festival estuvimos instando a poetas africanos, europeos, latinoamericanos, a firmar el Llamamiento y a comprometerse con su difusión. La respuesta de los poetas fue en general receptiva, muchos no conocían de la situación en curso en Irán. Al menos un par de personas expresaron su sorpresa de encontrarse con esta campaña en este país y les pareció inspirador.

Un joven del equipo de organización del Festival al conocer el Llamamiento preguntó, con algo de sorna, por qué promovíamos cosas de Irán “¿qué tiene que ver eso con Colombia?”. Después de exponerle la situación de Irán y de los presos allí y destacar algunos elementos claves del Llamamiento como “Todos aquellos que defienden la justicia y anhelan un mundo mejor deben sumarse a la causa de liberar a los prisioneros políticos en Irán YA”, nos llevó al sitio en que se encontraba la codirectora del Festival de Poesía, diciéndole que estábamos difundiendo una campaña importante y que debían conocerla. La codirectora estaba conversando con una mujer peruana residente en Estados Unidos, quien nos aseguró que la difundiría entre sus conocidos especialmente los iraníes.

Cerca de una veintena de los poetas firmaron el Llamamiento y se han comprometido a compartirlo con otros, dejando sus contactos para comunicación posterior. Kayo Chingonyi, poeta de Zambia que reside actualmente en Reino Unido, nos dijo al día siguiente de firmar el Llamamiento que en la noche estuvo leyendo el contenido de la página de la CIE y compartiendo con sus contactos el Llamamiento, entre ellos a su productor, un iraní. En general todos manifestaban reconocer la gravedad de la situación en Irán, y entre la mayoría la disposición de escuchar con recepción sincera.

En Irán, los prisioneros políticos enfrentan una emergencia funesta y mortal.

En los días finales del evento se organizaron en la ciudad dos exhibiciones de la exposición gráfica con ilustraciones de los rostros de algunos de los presos políticos en Irán con una corta reseña de su caso, un par de poemas de presos iraníes, el Llamamiento en español y el Llamamiento en inglés publicado en The New York Review of Books. También teníamos una lámina con la cita de Bob Avakian sobre “los dos sectores anticuados”. Las exposiciones se realizaron en la Universidad de Antioquia y en la Casa Cultural La Pascasia, en el centro de Medellín. Una profesora de la cátedra “Historia del arte en tiempos de guerra”, que se dicta en la facultad de artes de la Universidad de Antioquia, en camino a clase se detuvo a ver la exposición con algunos de sus alumnos y expresó que le llamó mucho la atención la exposición, y nos invitó a hablar en una de sus clases.

Feroz lucha sobre el nacionalismo contra el internacionalismo

Por otra parte, además de encontrar a veces cierta apatía, relacionada con la idea de que “acá las cosas ya están cambiando” con llegada de la “izquierda” al gobierno, encontramos personas que preguntaban con curiosidad por qué gente de Colombia estaba promoviendo activamente una campaña por los presos políticos de otro país, lo que permitía con algunos de ellos discutir un aspecto que es muy importante de esta campaña: el internacionalismo. Se explicaba que no es simplemente expresar un apoyo o solidaridad con aquellos en Irán que están padeciendo la represión, sino ver esta causa como una causa nuestra, que nuestro punto de partida no es lo que “afecte a nuestro país” o a “nuestra gente” entendida de manera nacionalista estrecha, que nuestro punto de partida debe ser la humanidad y el planeta y la lucha por acabar la opresión y explotación en todas partes del mundo, no solo en lo que se considera “mi” país.

Muchas de estas personas no hacían estas preguntas malintencionadamente sino con inquietud, sin embargo, entre quienes sí lo hicieron malintencionadamente —y de hecho nos acusó de que “no se preocupan por los problemas de Colombia”. Además de defender a Irán como parte de un “bloque de países antiimperialistas”, un organizador del Festival abordó a los compañeros que estaban conversando con los poetas y los increpó por “aprovecharse de SU espacio”. Un profesor jubilado miembro del sindicato de profesores universitarios, criticó el que nos preocupáramos por los presos políticos de Irán, apelando a la existencia de sanciones de Estados Unidos sobre Irán, y sobre esa base afirmando que era necesario apoyar al régimen islámico porque es una fuerza “opositora del imperialismo yanqui” y “no podemos olvidar que  el enemigo principal es el imperialismo norteamericano”, planteando, además, que, si bien él no está de acuerdo con el tratamiento a las mujeres en Irán, es necesario verlo como “parte de su cultura”. De distintas maneras confrontamos tales posiciones y luego de escuchar nuestros argumentos, el profesor-sindicalista decidió ir a conocer la Exposición.

Una buena parte de estos colaboradores tienen afinidad política con los organizadores del Festival, militantes del viejo partido “comunista” colombiano (PCC) no revolucionario. Uno de ellos argumentaba que “Estados Unidos es quien promueve y financia las protestas en Irán”, “Irán hace parte de un bloque antiimperialista”, “a Uds. no los he visto defendiendo los presos políticos de Colombia”, etc., para tratar de censurarnos. Esta misma posición es defendida por casi el conjunto de los “intelectuales de izquierda” reformistas como algunos directivos del sindicato de maestros de Bogotá (ADE), que han declarado abiertamente a la RII como antiimperialista y en 2019 realizaron eventos de celebración de la instauración de la RII.

El festival constituyó también una oportunidad más para luchar contra el sectarismo y la prevención de (y hacia) algunos intelectuales de “izquierda” con actitudes mezquinas que critican el que se apoye asuntos “de otros” y que no nos limitemos a los problemas de “nuestro” país [Colombia] (esta vez “¿por qué solo Irán?” y en otras ocasiones “¿por qué “solo” Palestina [o “solo” Irak, o Afganistán, o Brasil…]?”, o “¿por qué solo las mujeres o los LGBT?”, “¿por qué “solo” en los festivales?”, “¿por qué “solo” en las Universidades?”, “¿por qué “solo” en los barrios?”, y así ad nauseam) a los que es necesario dar la lucha en busca de transformar su forma de pensar, que lleva el individualismo a otro nivel. Hubo algunos, pocos, casos de logros al respecto.

Únanse con nosotros

El mundo no puede permitir lo que ha hecho la RII desde su fundación en 1979, ni permitir nuevamente la eliminación completa de una generación de poderosas mentes críticas y valientes. La valentía y el sacrificio de las masas y de las voces de conciencia deben tener una respuesta de franco apoyo global en diversos sectores. En esa dirección es clave que artistas, abogados, periodistas acojan el Llamamiento y lo difundan urgentemente de todas las maneras y en todos los ámbitos posibles. Como lo dice el Llamamiento: ¡La vida de los prisioneros políticos en Irán pende de un hilo — Tenemos que ACTUAR ya!... y sin tregua.

Click on any photo to view full-sized lightbox.

No items found.